jueves, 27 de marzo de 2008

atomilegal


slenio-34


Las emociones están prohibidas; tácitamente prohibido en la conciencia o subconsciencia de la gente, es decir esos procesos neuroquímicos son errores que ponen en peligro nuestra subsistencia. Hace ya mucho tiempo que por adaptación natural o por artificios de nuestros antepasados habíamos dejado de sentir y olvidarnos de la palabra emoción, cuentan que sustituyeron los neurotransmisores por químicos que evitan sentir, motivaron el consumo de otras drogas inclinadas a la imaginación y a la robotización (entiéndase como inmunidad a la tristeza o alegría o derivados), las emociones y sensaciones aparentemente permitían adaptarse a los cambios, sin embargo en algún momento fue el controlador del sobre-poblamiento de este planeta, ahora no hay endorfinas en los bolsillos de nadie ni en la conciencia de alguien y pueda que podamos repoblar todas las estepas de este mundo que esta en crecimiento de masa.


En la estepa Nº 182, se produjo un error, Selenio-34, macho de 14 años de las estepas roja-negra, con la siguiente configuración electrónica: 3d104p44s² se mató sin ningún motivo aparente se sospecha que fue una sobredosis de sensaciones de alegría que le llevó a este fantástico suceso por lo inaudito, Selenio-34 logró estabilizar los fotones de la luz nuestro peculiar sol artificial y partir de esta producir electricidad como en algún momento de nuestra historia.


Dios es un animal de otro mundo, un ser virtual, un hombre viejo asexual, el único tipo que vivió con carne y huesos durante 33 años y ahora es un compuesto de nano-fibras, un resumen de la nanotecnología que procesa información a la velocidad de luz, es un ser casi etéreo por lo ligero de su cuerpo, habita el ciberespacio y este mundo vive en la estepa Nº 2 entre bichos enormes y seres espantosamente amorfos, inimaginables, Dios es historiador, matemático, el ser más lógico que habita este mundo y Dios esta en conflicto con absolutamente todos nosotros, con todas las estepas conocidas y sin conocer, es un resentido, solitario e infeliz ser que no querrá decirnos que fue lo que sucedió con Selenio-34.


Tal vez el error sea como dedujimos Levinakova y yo que todos nacemos con ese error con nuestros químicos cerebrales intangibles hasta que el medio nos va condicionando a desaparecerlas y pueda que la necesidad física de recibir contaminación química en los “supuestos” atardeceres de nuestro cielo colorido que en esos instantes se torna gris para alimentarnos, para adaptarnos y a la vez pueda que para regresarnos a nuestra estado originario.
Qbi

2 comentarios:

On Parole dijo...

Las emociones son un problema genético, que contribuyen a una esclavitud absoluta y nefasta: a hablar con el corazón, al creer que la vida sigue...y demás sandeces.

La vida sigue para los ilusos, que no creen que seamos tan solo un derivado de procesos químicos sin sentido.

Dios vive en una constelación lejana, viendo la vida humana desde un talk show interestelar, y se dedica a limpiar la caca de los perros en los parques del cinturón de orión.


Estas muy deschavado últimamente, Qbi.

Mit Mit Mit dijo...

Dios es amor, la biblia lo dice.
Dios es amor, Juan Pablo lo repite...
Qbi, estás expresando libremente tus sentimientos, Dios te ama por eso!

Besos corazón!